lunes, 21 de abril de 2014

Lucio Quieto y la caballería norte-africana de Trajano

En el norte de África existieron dos reinos vecinos compuestos por diversas tribus bereberes -palabra que curiosamente deriva de “bárbaro” a través del francés- y otras etnias africanas: Fueron el reino de Mauritania y el de Numidia. Los señores de ambos reinos estaban muchas veces emparentados, y la diferencia entre los mauri y los númidas es muchas veces nebulosa.

El primero de ellos se formó en torno al siglo III a.e. c., volviéndose reino cliente de Roma en el año 33 e.c. y transformado en provincia romana en el año 40 e.c por Claudio, establecido como provincia imperial y no senatorial hasta la conquista del norte de África por los Vándalos en el siglo V. Comprendía lo que hoy día es Marruecos (junto a Ceuta y Melilla) y parte de Algeria.

Numidia -cuyo nombre en latín venía a significar “tierra de los nómadas”- fue un reino libio-bereber que ocupó el territorio de la actual Algeria y parte de Túnez. Durante la II Guerra Púnica (218-201 a.e.c.), Masinisa unificó Numidia tras derrotar a su rival con el respaldo de Roma, por lo que finalmente se unió a Escipión en la batalla de Zama, ayudando de forma decisiva en la derrota de Anibal. A finales del siglo II ae.c., el rey Yugurta de Numidia se rebeló contra Roma y fue derrotado por las legiones republicanas, lo que dejó a su reino bajo el dominio romano, ya fuese como provincia o como reino cliente cuyos reyes eran peones de los emperadores romanos.

El norte de África durante el Imperio romano

La caballería númida (equites numidarum) y la mauri (equites mauri) constituyeron una parte significativa de los cuerpos auxiliares de caballería ligera en el ejército romano desde la II Guerra Púnica hasta el siglo III e.c. Eran unidades famosas por la rapidez con la que golpeaban al enemigo mediante ataques repentinos y retiradas fulgurantes que no dejaban tiempo de respuesta. Estuvieron armados con escudos redondos de cuero y jabalinas cortas que arrojaban con mortal precisión, tan rápido que se decía que las lanzaban como si fueran flechas. También fueron empleados como fuerzas de patrulla, pero si llegaban al combate cuerpo a cuerpo eran muy vulnerables por su falta de armadura. Si tenían que luchar como infantería empleaban arcos, hondas y jabalinas, sirviendo como apoyo pero nunca como fuerza de combate. De acuerdo con con las representaciones de diversos relieves vestían sólo una túnica sin mangas y un cinturón.

Caballería norte-africana en la Columna Trajana

En la web “Trajan´s Column Project” podemos encontrar la descripción de esta caballería en la Columna Trajana:
Hombres con el pelo en forma de tirabuzones, vistiendo solamente una túnica sin mangas y llevando un escudo redondo, montados en caballos sin silla sobre caballos con una cuerda trenzada que les rodeaba el cuello. Las posturas de sus manos abiertas sugieres que llevaban armas insertadas. La comparación con las fuentes literarias y la iconografía antigua de las gentes del norte de África permite identificarlos con la caballería mauri que solía acompañar a los ejércitos imperiales romanos, atestiguada específicamente como participantes en las Guerras Dacias (Dion Casio 68.18). Los 15 jinetes aparecen sólo en una escena (LXIV) dispersando la infantería dacia. Aparte de mostrarnos tropas de combate adicionales, el tipo de figura demuestra el amplio abanico de tropas étnicas que servían bajo el mando de Trajano.”


Detalle de la Columna de Trajano
Lucio (o Lusio) Quieto, uno de los más famosos generales de Trajano, fue hijo de un señor tribal de los mauri que había acudido en ayuda de los romanos para sofocar una revuelta regional en la Mauritania Tingitana, lo que le valió la ciudadanía romana a él y a su familia. Su hijo Lucio sirvió en el ejército como oficial de la caballería auxiliar bajo Domiciano, quién lo nombró caballero romano pero, posteriormente, prescindió de sus servicios debido a una insubordinación. 


Con la llegada de Trajano al poder, la reputación de Quieto como un excelente comandante de caballería le valió ser llamado a filas para ejercer el mando de parte de la caballería auxiliar durante las Guerras Dacias. Tras el final de las Guerras Dacias fue nombrado senador y tuvo un papel destacado en la guerra contra los partos de Trajano, saqueando Nisibis y Edesa, y acabando con la revuelta de Babilonia, ganando así gran reputación entre los soldados. Sabiendo de su gran capacidad fue nombrado gobernador de Judea y se enfrentó a los levantiscos judíos en la llamada “Guerra de Kitos”, donde “Kitos” deriva de Quieto. Este hábil general consiguió derrotar a los rebeldes tras la conquista de la ciudad de Lod.

Sin embargo, el éxito fue efímero: Trajano murió ese mismo año (117 e.c.) y Lucio Quieto fue asesinado en el 118 e.c.; se cree que esta muerte pudo ser ordenada por el mismísimo Adriano, quién junto a Plotina, esposa de Trajano, había conspirado para erigirse como sucesor del emperador, por lo que mandó ejecutar a los generales más fieles a Trajano para que ninguno de ellos fuese rival por el trono en caso de que fueran apoyados por las legiones.

Si queréis estar al día sobre futuros artículos, entrevistas y reseñas uníos al Facebook del blog.

Para saber más:
-Rome and Her Enemies, de Jane Penrose, 2005
-Warfare in the Classical World, de John Warry, 1995
-Osprey: Armies of the Carthaginian Wars 265-146 BC, de Terence Wise, 1982
-The Making of the Roman Army: From Republic to Empire, de Lawrence Keppie , 1998

5 comentarios:

  1. Excelente estudio , es muy curioso que siempre se asocie la imagen de la caballería mauri del siglo II , que es la imagen que aparece en la columna trajana , con los numidas de la segunda guerra púnica , es como decir que la panoplia romana no evoluciono en cuatro siglos.

    ResponderEliminar
  2. Curiosamente Tito Livio ya los describía tal cual aparecen en la Columna Trajana. El asunto es... ¿la imagen de la columna que se da de la caballería mauri era la real o simplemente la idealizada para que pudiera ser identificada a primera vista por el pueblo romano?
    Si le echas un ojo al artículo de M. Spiedel que linkeo en "Para saber más" se ve también como incluso aparecen representados así en lápidas tan tardías como los siglos II-III e.c. Spiedel afirma que las tácticas de la caballería norte-africana eran tan útiles (y tan únicas) que se mantuvieron durante siglos casi inmutables y parece incluso que algunos otros soldados eran entrenados en sus tácticas, o al menos así afirma apoyándose en algunos relieves. Como siempre, teorías para todos los gustos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo mis dudas a que sean tan parecidos los numidas a los mauri.
      Por favor , mira este reportaje y me das tu opinion,gracias

      http://www.panoramanumismatico.com/articulos/los_misteriosos_numidas_y_sus_monedas_id01097.html

      Eliminar
  3. Mi opinión: Todo es posible, de hecho Fernando Quesada es uno de los grandes actuales sobre armamento antiguo, pero creo que es algo rebuscado identificar las monedas como númidas y asociar eso a una civilización más avanzada. Más bien parece un jinete íbero con su caetra y un haz de lanzas arrojadizas. Númidas y mauri tenían los mismos orígenes étnicos, una cultura muy similar, etc...
    De todas formas, sabemos tan poco en algunos casos que ninguna teoría es descartable del todo y siempre es interesante conocerla sy que se siga investigando en esa dirección. :D
    Comparto el artículo en el Facebook.

    ResponderEliminar
  4. Gracias , lo cierto es que sabemos tan poco que es una lastima no tener mas fuentes o representaciones mas claras.

    ResponderEliminar